La comunicación en la nueva normalidad

La comunicación en la nueva normalidad

El desconfinamiento avanza y con él el modo de comunicar que deben emplear las empresas se transforma. Atrás han quedado los primeros días de cuarentena. La etapa en que los negocios se dedicaron a anunciar que cesaban temporalmente la actividad hasta que llegase el momento de levantar las restricciones a la circulación y la actividad. Pues ese momento ha llegado y exige pasar al siguiente nivel: la comunicación en la nueva normalidad. Una nueva fase en la comunicación con clientes, seguidores y proveedores. Dejar atrás el “todo va a salir bien” y afrontar el “ya estamos de vuelta”.

La alerta sanitaria pierde fuerza y la nueva normalidad empieza a hacerse visible. Es hora de que los negocios recuperen el terreno perdido. Es hora de decirle a la audiencia que, tras las medidas de choque de las últimas nueve semanas, es el momento de retomar la actividad y normalizar la comunicación.

Un modelo de comunicación diferente

Pero el retorno a la actividad diaria no supone recuperar el modelo de comunicación empleado antes del estallido de la crisis. El mundo ha cambiado y la estrategia de comunicación diseñada para entonces pertenece al pasado. Ya no sirve. La nueva normalidad exige un enfoque diferente respecto al tipo de contenidos, el mensaje, el tono, los canales o formatos. Un enfoque que en el fondo busque retomar el pulso de la actividad pero que mantenga las formas de las últimas semanas, marcadas por mensajes empáticos y que transmiten confianza.

Todas las empresas han visto descender drásticamente sus ingresos. Pero aquellas con bases sólidas y una estrategia de negocio bien definida no han descuidado sus planes comunicación durante la crisis. El objetivo era mantener el vínculo emocional con el consumidor que, tarde o temprano, volvería a consumir cuando relajase el confinamiento.

La comunicación de la nueva normalidad
Freepik

Ahora el objetivo es el de informar que ya estamos de vuelta y que nuestros clientes pueden volver a recurrir a nosotros. Aquí van unos cuantos consejos para adaptar la comunicación a la nueva normalidad.

Redefinir la estrategia de comunicación

La coyuntura económica prevista para los próximos 18 meses será bien distinta a la que todos teníamos en mente a principios de año. La nueva estrategia debe tener en cuenta el cambio en las previsiones y en las prioridades del consumidor y reajustar el presupuesto a la baja como lo han hecho todas las áreas de negocio.

Es necesario cambiar los mensajes y adaptarlos a un consumidor que, al igual que en la última crisis económica, tendrá muy en cuenta el factor precio y la experiencia de compra. Y como ha quedado demostrado en las últimas semanas los nuevos canales de venta con un peso cada vez mayor de la venta online de todo tipo de bienes y servicios.

La estrategia de comunicación debe adaptarse al cambio del modelo de consumo y a la nueva relación multicanal que los clientes están demandando de las marcas. Más comunicación y en todos los ámbitos, tanto offline como online, independientemente del tamaño del negocio.

Google my Business

Puedes empezar por lo más sencillo. Adapta tus nuevos horarios y toda la información sobre tu negocio en Google my Business. Recuerda que tu web está operativa; los canales de contacto para solicitar cita previa o envíos a domicilio; los nuevos horarios… Ofrecer seguridad y transmitir confianza será vital en la nueva etapa.

Calendario de publicaciones

Convierte en algo regular la comunicación con tu público. Adapta el calendario de publicaciones en función de tus posibilidades de tiempo, pero cúmplelo. Que no sea ambicioso pero que tampoco lo abandones a las primeras de cambio. Tus consumidores estarán aguardando tus novedades cuando perciban esa regularidad. Y lo agradecerán animándose a interactuar contigo y a reenviar los contenidos cuando los consideren de interés.

Estrenarte en una  nueva plataforma es una buena manera de dar un nuevo impulso a esa estrategia. Los contenidos audiovisuales siguen en auge. Youtube puede ser una buena opción para interactuar con una audiencia que consume cada vez más contenidos en vídeo. Y el fulgurante éxito de redes como Tiktok son un claro ejemplo de que hay nuevas formas de comunicar que debes explorar.

Contenidos de utilidad

Se terminaron los vídeos de Resistiré. El reenvío de memes llamando a resistir frente a todo. Ya no estamos con la sensibilidad a flor de piel sino que queremos ponernos en marcha. Los contenidos que compartas en tus redes o en tu web deben transmitir que nos hallamos en una nueva etapa, lo que implica cambiar el tono y el mensaje.

Una buena manera de demostrar que tu negocio ha vuelto a la normalidad es grabar un vídeo de tus instalaciones preparadas para la reapertura. Si has hecho una pequeña reforma en tu restaurante para que los comensales mantengan la distancia, anúncialo. Que quede claro que has hecho todo lo posible para que tus clientes retornen y que pueden hacerlo en condiciones de seguridad. Grábalo, edítalo y publícalo en tu canal de Youtube, en tu perfil de Facebook o en la web de tu negocio.

 

Todo informativo y educativo

El consumidor necesita certidumbre, recuperar la confianza. Algo que se consigue con mensajes directos de retorno a la normalidad. Sin perder la empatía que ha caracterizado los mensajes de las últimas semanas, el tono debe volverse más informativo y educativo.

Si has abierto nuevos canales de comunicación para que tus clientes pidan cita previa en tu peluquería utilizando el correo electrónico o mensajería instantánea no dudes en anunciarlo. Si has aprovechado para remozar la web de tu negocio o actualizar el catálogo de tu tienda online, impulsa una campaña de email marketing remarcando que esás en la brecha otra vez.

Naturalidad en la respuesta

Interactúa y responde a todos los que contacten contigo a través de las redes o en tu web. El cliente sabrá valorarlo. Haz partícipes a todos del retorno a la normalidad humanizando el mensaje e invitando a todos a participar de esta nueva etapa.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *